Alimentos de verano para los niños

El verano nos cambia todos los hábitos. Incluso los alimentarios. Por eso hay que estar muy atentos a los alimentos que consumimos durante estos meses. Sobre todo en nuestros pequeños, que siempre tienen ganas de beber, pero pocas de comer, por eso, lo que tenemos que hacer es apoyarnos en alimentos que contengan mucho líquido y vitaminas. A continuación te contamos cuáles son los mejores.

Por antonomasia la fruta es el mejor alimento de verano. Partidas en trozos, en macedonias regadas con zumo o bañadas en leche fresca o yogur, resultan muy apetecibles para el paladar de los niños en verano. Además ahora no nos podemos quejar de frutas de temporada, porque las hay siempre y a todas las horas, y si no, hay empresas que por internet nos las mandan a casa. Una de ellas es Naranjasaldía.

Las verduras es otra gran opción. En cremas frías o templadas, en gazpachos y salmorejos, uno de los platos típicos del verano y con más éxito, las verduras de temporada son un primer plato completo y nutritivo tanto para las comidas como para las cenas de tus hijos.

Helados. ¿Quién puede decir que no a un helado en verano? Las combinaciones de frutas, leche y yogures para los helados y las de frutas y zumos para los sorbetes resultan altamente atractivas para los niños y muy nutritivas. Además hacerlos en casa es facilísimo.

Zumos y batidos. Por último, otra de las opciones más buscadas en este tiempo. Se preparan muy rápidamente, y deben consumirse al momento para que no pierdan su contenido en vitaminas y minerales. Ya sabes, la típica frase de madre. Si previamente has dejado los ingredientes en la nevera, estarán frescos a la hora de consumirlos y tus hijos querrán repetir. Serán sus cócteles de verano, y además no engordan.

Como puedes comprobar existen una gran variedad de formas de alimentarse en verano sin tener que comer platos calientes o preparados.

Deja un comentario