Los beneficios de tener un perro durante la jubilación

Actualmente las personas que se jubilan están siendo criticadas, pues muchas de ellas se aprovechan de la opción de la prejubilación, que permite jubilarse antes de la edad de jubilación, a cambio de ver reducida su pensión. Esta opción está siendo criticada porque supone una gran pérdida para nuestro sistema de pensiones, pero la realidad es que hay que ver más allá de esta situación.

Las personas con edad de jubilarse ahora crecieron en una época en la que España cambiaba de una dictadura a una democracia. Esta generación vivió las huelgas en la calle pidiendo libertad, a los “grises” persiguiéndoles y también vivió la legalización del Partido Comunista. Es decir, ha vivido grandes momentos de la historia de este País.

Uno de los problemas de jubilarse o prejubilarse es intentar llenar los huecos de tiempo libre que tienes, que son muchos. De hecho, mucha gente se agobia de ver que no tiene nada que hacer durante el día, y busca pequeños trabajos que le mantengan ocupado durante el día. Ya seas joven o adulto, no importa cómo de importante haya sido tu vida, ya que al final de esta importa como te hayas sentido.

En la época de la jubilación se generan muchos sentimientos encontrados, ya que por un lado tienes la oportunidad de descansar y hacer lo que siempre has querido y no has podido. Por otro lado, te encuentras que una parte muy grande de tu vida se ha ido, y eso es difícil de asimilar para algunas personas.

Los animales y sus beneficios

Tener un animal como mascota ha pasado de ser una cosa normal a un tratamiento terapéutico, ya que para alguna personas que están viviendo la jubilación, las terapias animales ayudan mucho a que se sientan vitales. En concreto, se producen dos beneficios, un está relacionado con la salud física y el otro está relacionado con la salud mental.

El beneficio en la salud se muestra en diferentes aspectos, ya que los dueños de las mascotas suelen tener una presión arterial más baja y menor frecuencia cardíaca que otras personas. Esto se debe a que sacar a pasear al perro y jugar con este es necesario para que el perro esté tranquilo. Se ha comprobado que si tiene un perro corres menor riesgo de contraer un ataque al corazón, además aumenta tu supervivencia a un año después de haberlo padecido.

Emocionalmente, los beneficios se muestran por un lado a través de la liberación del estrés. El tratamiento con animales se ha convertido en un tratamiento de la medicina alternativa, para darle batalla a la depresión. Las mascotas están al lado de los amos en los buenos y los malos momentos, lo que los hace perfectos para no sentir la soledad.

Especialmente los perros ayudan a que los dueños socialicen con otras personas, ya que hay muchas posibilidades de encontrar un perro similar con el que tu mascota juega, o te juntas en el parque con varios dueños. El punto clave es que el perro fuerza bajar a la calle, te entiende y además te permite socializar.

Aunque también hay que plantearse que pasa cuándo el dueño no puede cuidarse de si mismo ni del perro. En este caso existen empresas como Bi2t, una empresa de cuidado de personas dependientes y ancianos en Madrid, creada con el objetivo de brindar una atención cercana, exclusiva y el mejor cuidado a todas las personas dependientes, discapacitados y enfermos crónicos.

En conclusión, los animales son una forma sencilla de sacar a la calle, obteniendo beneficios psicológicos y físicos para las mayores.