Medidas de Seguridad Infantil en el Hogar

Con los más peques revoloteando por la casa conviene recordar ciertas medidas de seguridad para garantizar que nuestra casa sea un lugar seguro donde los más pequeños puedan disfrutar sin encontrarse peligros a cada paso.

Para casa posible peligro tenemos una solución, eso sí, adaptar nuestro hogar a los más pequeños corre de nuestra cuenta.

Si hablamos de bebés una buena opción son las cámaras de vigilancia doméstica que hacen posible que veamos a nuestro bebé desde nuestro propio teléfono o Tablet.

Un posible peligro muy habitual es el de la alta tensión debido a la cantidad de aparatos tecnológicos de los que disponemos hoy en día.

Para este problema, son muchas y variadas las soluciones, desde protectores de enchufe a organizadores de cables o bases múltiples mucho más seguros que los “ladrones”, ya que podemos colocarlas alejadas del suelo, de hecho, existen modelos que se pueden fijar a la mesa.

Por otro lado, tenemos los muebles que son otro “campo de experimentación” habitual para los más pequeños, desde los cajones, a los electrodomésticos. Por ello debemos de evitar posibles accidentes asegurando su estabilidad creando cierres fiables. Así, si colocamos cierres para puertas de armario, cierres para cajones o correas antivuelco estaremos previniendo este tipo de problema.

El baño es otra de las estancias del hogar en el que tenemos que prestar más atención, ya que los resbalones son habituales hasta para los adultos. Por ello, un buen antideslizante para la bañera es obligado. De hecho, son todo un clásico. Hay figuras adhesivas, cintas y alfombras antideslizantes, para escoger la más adecuada.

Además de los antideslizantes para bañera, también son interesantes los protectores de grifos, se trata de una especia de bolsas que “acolchan” los grifos y amortiguan los golpes.

No está de más instalar también baldosas antideslizantes para olvidarnos así de posibles resbalones. Otra alternativa si no queremos cambiar el suelo es la aplicación de un barniz especial que convierta el suelo en pavimento antideslizante.

Otra estancia de la casa que no está desprovista de ciertos peligros son las cocinas. Al cocinar hay riesgo de quemaduras con las placas de cocción o con el horno, esto lo podemos evitar eligiendo electrodomésticos de tacto frío y tener mucho cuidado cuando los niños andan cerca al cocinar.

Y es que, si tenemos en cuenta el elemento de seguridad las mejores placas son las placas de inducción que solo se calientan en contacto con el metal de las cazuelas y sartenes.

Las Mejores Ventanas para Nuestro Hogar

Si bien, uno de los elementos que puede traer más problema son los cristales. Un cristal roto es el terror por lo peligroso que resulta para los más pequeños. Hoy en día el vidrio se usa para decoración y equipamiento del hogar. Ya sea en encimeras, mamparas…y sobretodo en las ventanas.

Lo mejor es instalar vidrios con propiedades anti rotura, vidrios templados que, cuando se rompen se hacen añicos con los bordes redondeados, con lo que es imposible cortarse con ellos. Hay diferentes empresas especializadas en vidrios de estas características, como es el caso de Replus, que dispone de una tecnología innovadora con vidrios de alta calidad con diferentes posibilidades y tratamientos. Desde vidrios térmicos a vidrios acústicos y vidrios de seguridad. Precisamente, estos últimos permiten ahorrar energía y proteger el hogar también frente a robos.

De esta manera, no tenemos por qué renunciar a tener cristal en casa, pero también nos estamos asegurando de que, en caso de rotura, nuestros peques no tendrán peligro de cortarse con ellos.