Cepillar los dientes de tu mascota alargará su vida

Cepillar los dientes de tu mascota alargará su vida

La prevención, está detrás de una buena salud bucodental, por eso los odontólogos y odontólogas, recomiendan, comer sano, dejar los malos hábitos, practicar deporte y seguir una buena rutina de higiene bucodental diaria. La mitad de la población española, confiesa no cepillarse los dientes 3 veces al día, como recomiendan los profesionales, y esto es un grave error que podría traer graves consecuencias en el futuro. La falta de higiene puede desencadenar enfermedades bucodentales más o menos graves. La enfermedad periodontal, no solo puede provocar la pérdida de una o varias piezas dentales, sino que además está relacionada con enfermedades cardiovasculares o cerebrovasculares.

El lavado correcto de la cavidad oral, empieza por un cepillado de arriba a abajo durante 3 minutos, seguido de hilo dental y colutorio. Y esto debe hacerse 3 veces al día, después de las principales comidas. Los alimentos, corroen los dientes y se va acumulando sarro en los mismos, por eso, no conviene olvidar que 2 veces al año, hay que visitar al dentista. Este es un consejo de la Clínica Blanc, que nace con el objetivo de ayudar a todos sus pacientes que acudan a su clínica con un problema de salud bucodental, ofreciendo todos los tratamientos necesarios para cuidar de toda la familia. Cuentan con las últimas tecnologías de diagnóstico por imagen, y así poder evaluar mejor el estado de los dientes y encías, así como los procedimientos más eficaces y fiables.

El cuidado bucodental de perros y gatos

Que hay que cepillarse los dientes a diario, eso todo el mundo lo sabe, si bien, no todo el mundo lo hace. Pero lo que no sabe la mayoría, es que los perretes y gatetes, también han de cepillarse los dientes. O mejor, su humano, debe hacelo por ellos, porque evidentemente, no saben, o simplemente no quieren, como es el caso de los gatos, porque si quisieran… vaya si lo harían.

Todas las mascotas con las que convives, igual que tú necesita cepillarse los dientes para eliminar los restos de sarro que se van acumulando debido a la ingesta de alimentos. Los seres humanos evitan parte del problema con el cepillado diario. Pero no es muy común cepillar los dientes de perros y gatos. Afortunadamente, cada vez son más las personas que se preocupan de la higiene bucodental de los mamíferos con los que comparten sus vida. De esta forma, el animal vivirá más y mejor. Hay que tener en cuenta que la salud bucal en los perros, variarás egún la raza, la edad y la alimentación.

Los perros y los gatos, a partir de los 3 años de edad, pueden desarrollar enfermedades como la gingivitis y después, que son las dos fases de la enfermedad periodontal, que además de suponer la pérdida de las piezas dentales, puede causar mucho dolor al animalito, lo mismo que cuando te duele a ti una muela porque se infecta. Solo que el pobrete no puede quejarse, como harías tú, y muchas veces la enfermedad pasa desapercibido.

De no tratarse esta enfermedad, puede derivar en enfermedades graves de riñón, hígado e incluso del corazón. Pero si se cuida la salud bucodental desde los primeros meses de vida del perro o del gato, se puede evitar la enfermedad periodontal y mejorará mucho la calidad de vida y la longevidad de las mascotas.

La mayoría de los perros tienen sarro en los dientes, y sobre el actúa la placa bacteriana que degrada los dientes. Un consejo, si quieres saber si tu mascota tiene sarro, mírale los dientes, si los tiene oscuros en la base, es que tiene sarro. También lo podrás notar porque su aliento huele a rayos. En este caso, tu mascota necesita una limpieza profesional.

Vigila a tu mascota. Si ves que pasa del pienso y que solo quiere comida húmeda, igual es que la enfermedad periodontal ya ha empezado y le duelen los dientes. Presta atención a su estado de ánimo. Si lo ves triste y apagado y no le ocurre nada a nivel físico ni mental, es probable que sufra la enfermedad periodontal. Si tiene una línea roja en el borde de las encías, puede ser gingivitis.

Para evitar que tu mascota sufra, debes cepillarle los dientes de la misma forma que lo haces tú, de arriba a abajo y con un cepillo de humano de cerdas suaves o bien, uno especial para mascotas doble ángulo para cepillar las caras internas del diente. Pero, ojo, que a casi ninguno le gusta esto. Se recomienda hacerlo cada noche y con una pasta de dientes especial que puedes comprar en el veterinario, que incluso se pueden tragar y saben bien.